Ante esta situación inédita y excepcional provocada por el COVID-19, el Gobierno ha aprobado una prestación de cese de actividad específica para los trabajadores autónomos (Real Decreto Ley 8/2020).

Pueden acceder a dicha prestación extraordinaria todos aquellos trabajadores por cuenta propia o autónomos que hayan visto suspendida su actividad en virtud del Real Decreto Ley 463/20209 o estén registrando fuertes pérdidas, esto es, cuando su facturación en el mes anterior a la solicitud de la prestación se vea reducida al menos un 75%, en comparativa con al media de facturación del semestre anterior.

Requisitos:

.- Estar afiliado y de alta a fecha de la declaración del estado de alarma, en el Régimen especial de la Seguridad Social de los trabajadores por cuenta propia o atónomos.

.- Estar al corriente de pago de las cuotas a la Seguridad Social. En caso contrario, podrá regularizar la deuda en el plazo improrrogable de 30 días, pudiendo acceder a la prestación.

.- No se exige período mínimo de cotización.

.- El período en que se perciba la ayuda se entenderá como cotizado.

La prestación consistirá en un 70% de la base reguladora (promedio de las bases por las que haya cotizado en los 12 meses continuados e inmediatamente anteriores a la situación del cese). Cuando no se acredite el período mínimo de cotización, la cuantía será del 70% de la base mínima de cotización en el Régimen especial de la Seguridad social de los trabajadores por cuenta propia o autónomos.

La duración de la prestación es de un mes desde la entrada en vigor del RD 463/2020 de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma, sin perjuicio de su prórroga hasta el último día del mes en que finalice el estado de alarma en el supuesto de que se prorrogue.

El tiempo de su percepción se entenderá como cotizado.

Solicitud de la prestación: la solicitud de la prestación se realizará vía telemática a las Mutuas colaboradoras de la Seguridad Social.

Hacer especial mención a que si tiene trabajadores a cargo puede solicitar dicha prestación extraordinaria, pero además deberá solicitar un ERTE para sus trabajadores.

Por último indicar que la prestación es incompatible con cualquier otra prestación del sistema de la Seguridad Social.

Tomeu Oliver – Isabel Ripoll.

OLaw Abogados.

olaw.es

¡Compártelo con tus contactos!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Print this page
Print

Leave a comment